Portal Perez, Actualidad y Noticias

Portal Perez

Segunda parte de la nota con Facundo Properzi y Micaela Bedano, los viajeros de Latinoamérica a bordo de un 3cv.

En portalperez.com presentamos la segunda parte de la nota que realizamos con Facundo Properzi y Micaela Bedano, los Citronautas que el 16 de septiembre llegaron a Pérez, luego de recorrer 80.000 km y 16 países a bordo de un 3cv.

La charla fue tan rica como extensa, y debemos confesar, nos cuesta mucho seleccionar frases o palabras, no hay desperdicio en sus apreciaciones, en la apertura mental de estos jóvenes.

Ojalá ustedes la puedan disfrutar, como nosotros.

Cierta vez, en Montevideo, Uruguay, leí una frase en un Hostel que decía “¿Turista? No… ¡Viajero!” ¿Cuál es la diferencia?

Micaela: Nosotros siempre decimos que el viajero nunca sabe lo que le va a pasar, en cambio el turista tiene pasaje de ida y vuelta. Ahí está la diferencia. El turista hace un paréntesis en su vida, por vacaciones, supongamos, y se hace un viaje a cualquier destino, con los pasajes, estadía, excursiones, todo organizado, y luego de eso vuelve a su vida habitual. El viajero sale con lo necesario para vivir y después va haciendo camino sin saber cuándo ni cómo va a volver.

Facundo: El viajero se va adaptando a las circunstancias, a los lugares, a las personas. Muchas veces te encontrás con gente que te saca de la ruta y te dice “Andá por allá que es hermoso”. También el hecho de trabajar y juntar dinero para poder seguir viajando. Y termina siendo un estilo de vida, verdaderamente. Te convertís en nómade.

Y teniendo en cuenta esto último, ¿se puede dejar de ser viajero? ¿se puede cambiar el estilo de vida?

Facundo: Yo creo que no. La vida es un viaje, la vida es un lugar de aprendizaje. La idea, en nuestro regreso, es seguir en contacto con la diversidad. Estamos terminando este viaje, pero el viaje sigue. Ya no somos los mismos que partimos y no vamos a volver al mismo camino.

Micaela: Fijate que ahora tenemos la idea de enraizar, porque con tantos años de viaje no tuvimos tiempo de construir nada, porque siempre estás de paso. Ahora queremos empezar un ciclo donde se pueda construir algo, y lo primero que vamos a edificar es la habitación de huéspedes. Ahora queremos devolver todo ese afecto, recibiendo nosotros a más personas. Esto también es mantener el viaje, continuar con esta lógica viajera, con este ciclo constante.

¿También piensan en el futuro viaje?

Micaela: Si. Entre México y Baja California vimos que se consiguen muy baratos los Motorhomes, allí los gringos hacen el recambio de sus motorhomes. Entonces, la idea es viajar hasta México en avión, comprar el motorhome, viajar hasta Alaska ida y vuelta, vender el motorhome, tomar un avión y volver a la Argentina

Facundo: Pero es un proyecto a largo plazo. Ahora, por un tiempo, nos vamos a quedar acá.

¿Qué va a pasar con Don Baldo?

Facundo: Ahora se viene una etapa de merecido descanso. Lo iremos restaurando de a poquito, porque llegó fallando mucho, no conseguíamos repuestos, fuimos reparando todo de forma provisoria, siempre fue reparar piezas más que cambiarlas. Y lo trajimos de México porque decidimos quedarnos con él, aunque lo podríamos haber vendido a muy buen precio, a coleccionistas o museos.

¿Qué mensaje le pueden dejar a la gente que lea esta nota?

Facundo: Simplemente, que si tienen un sueño, que lo cumplan. La vida está hecha de sueños y si uno piensa en positivo, las cosas suceden. La frase es: “si tú lo crees, lo creas”. Si pudimos viajar nosotros, sin dinero, con un auto de 40 años, sin repuestos, sin conocer a nadie, lo puede hacer cualquiera.